Las Aldeas de Ezcaray

Las Aldeas a través de las rutas de Senderismo Ezcaray

Un patrimonio natural y cultural forjado a lo largo de siglos

Los primitivos poblamientos del Valle del Oja fueron “Cabañas” de pastores que se ubicaron cerca de los pastos y de su ganado.

Con el tiempo algunos de estos asentamientos se fueron convirtiendo en lo que hoy conocemos como “Aldeas”.

Destacan por su ubicación en entornos naturales de gran atractivo, por su arquitectura tradicional y la conservación de elementos comunes como los lavaderos, los hornos, los tornos de herrar y sus iglesias y ermitas, con sus respectivos santos y fiestas.

La unión entre ellas se realizaba por medio de sendas y caminos, diseñados sabiamente por los lugares idóneos, que permitía el acceso a sus campos y la comunicación entre ellos y la metrópoli de Ezcaray.

De todo este entramado de vías de comunicación, trazadas a lo largo de los siglos, nos ha llegado una parte importante que aprovechamos para nuestro placer y beneficio.

Por medio de ellas te invito a que conozcas las aldeas, su entorno, sus caminos, y las actividades ligadas a su medio. La ganadería, la agricultura y la minería han sido sus principales medios de subsistencia.

Escalinata de acceso a la iglesia de Zaldierna

Hasta 14 son las aldeas que citan las crónicas y hasta 16 para algunos otros autores.

Altuzarra, Ayabarrena, Azárrulla, Bonicaparra, Espurgaña, Cilbarrena, San Antón, San Juan o “Medio”, Santa Mª de Lueñes o Loeña, Turza, Posadas, Urdanta, Zaldierna, Lazalaya.

De todas ellas hay constancia histórica, aunque de muchas solo queden piedras y muros derruidos o un simple punto en un mapa.

Algunas se agruparon por valles, como el caso del Valle de Turza que asociaba a las desaparecidas Santa Mª de Lueñes, Espurgaña y Bonicaparra y en el Valle de Cilbarrena, donde junto a ésta se encontraban las desaparecidas San Juan o Aldea Medio y Lazalaya.

Siete continúan habitadas y denotan progresos entre sus piedras: Ayabarrena, Azárrulla, San Antón, Turza, Posadas, Urdanta y Zaldierna. Del resto solo quedan sus ruinas, sus caminos o un simple punto en un mapa.

Las aldeas de Ojacastro

Aldea de Ulizarna

Ojacastro mantuvo divididas sus aldeas en dos “cuadrillas”, hasta el siglo XIX. El Oja servía como separación entre ellas.

En la margen izquierda se situaban las de la Cuadrilla de Arrupia: Amunartia, Arviza, Tondeluna y Zabárrula.

Actualmente solamente Tondeluna y Arviza mantienen habitantes. Amunartia está en ruinas y de Zabárrula, apenas quedan piedras.

En la derecha se localizaban las de la Cuadrilla de Garay: San Asensio de los Cantos, Uyarra, Ulizarna, Escarza, Espidia, Larrea, Masoa y Matalturra.

Hoy en día San Asensio de los Cantos y Uyarra mantienen casas abiertas, mientras que el resto desaparecieron hace siglos, excepto Ulizarna, que estuvo habitada hasta las últimas décadas del siglo pasado.

Anguta, la aldea de Valgañón

Iglesia Parroquial de la Asunción

Anguta tuvo ayuntamiento propio hasta 1846, año en el que pasó a depender administrativamente de Valgañón.

En 1842 aparece Anguta con 43 habitantes y 10 hogares. En septiembre de 1970, quedó totalmente abandonada.

Si quieres acercarte a las aldeas te propongo que sigas estas rutas en Senderismo Ezcaray:

Cilbarrena

 

Aldeas de Cilbarrena, San Juan, Lazalaya
Cilbarrena
Cilbarrena I

Aldeas de Turza, Bonicaparra
Majada de La Puerca
La Cumbre
Chilizarrias

Aldeas Espurgaña, Santa María de Lueña, Bonicaparra
Senderos del Cid

Aldeas de Zaldierna, Azárrulla, San Antón
Robledal de La Ganchera

Aldeas de Posadas y Altuzarra
(Próximamente)

Anguta
Pastizales de Anguta (Próximamente)

Ulizarna
Cerezos El Chorrato

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies